Asilo, Retención de Expulsión y CAT

Un extranjero que teme regresar a su país de origen puede ser candidato para el Asilo, Retención de Expulsión o protección bajo el Convenio en Contra de la Tortura (CAT).

El asilo es un tipo de protección disponible a personas que demuestren persecución pasada o miedo a futuras persecuciones por motivos de raza, religión, nacionalidad, pertenencia a un grupo social, u opinión política. En la mayoría de las situaciones, un solicitante de asilo debe presentar su solicitud durante el primer año de su llegada a los Estados Unidos. Si a una persona se le concede el asilo, a la persona y su familia (esposo/a e hijos menores de edad) se les permitirá vivir y trabajar en los Estados Unidos. Después de un año, pueden solicitar la residencia legal.

En algunas situaciones, una persona no es elegible para el asilo – ya sea porque el plazo de un año ha pasado, debido a condenas penales, o porque no se cumplen los requisitos de prueba. Si esto sucede, la Retención de Expulsión o CAT pueden ser opciones viables para evitar la deportación. Los abogados de Ayala & Acosta pueden evaluar su situación y determinar si es elegible para este tipo de protección.